miércoles, 29 de enero de 2014

Vitaminas y minerales de las Frutas, Verduras y hierbas

Son indispensables para la vida y los obtenemos fundamentalmente de lo que comemos: el cuerpo no puede sintetizarlos. Son nutrientes esenciales para los seres vivos, igual que el agua, y la carencia de cualquiera de ellos puede generar enfermedades.

Minerales

También los obtenemos de la dieta, ya que el cuerpo no puede sintetizarlos. Los denominados macrominerales (calcio, fósforo y magnesio) cumplen una función estructural, y los electrolitos (sodio, potasio y cloro) son fundamentales para el funcionamiento de membranas celulares y equilibrio acuoso. Se necesitan ingestas de cada uno de varios gramos diarios. En cambio, en el caso de los elementos minerales traza (hierro, zinc, cobre, manganeso, flúor, iodo y otros), la ingesta necesaria es de miligramos o microgramos por día. Participan en la estructura de proteínas, enzimas, hormonas y tejidos.

Azufre
Tonifica el cabello y la piel. Ayuda en caso de infecciones y de mal funcionamiento hepático.
Alimentos que contienen azufre: Ajo, algas, diente de león, cebollo, berros, repollitos de bruselas, pepino, zanahoria, higo, verduras de hoja, papas, espinacas, nabos.

Calcio
Mantiene sanos huesos y dientes, ayuda a una mejor coagulación de la sangre y elimina la acídez,
Alimentos que contienen calcio: Consuelda, malvisco, regaliz, cola de caballo, semillas de sésamo, coliflor, algas, almendras, lechuga, harina de avena, aceitunas, uva, limón, cebollas, nabos, naranja, hojas de diente de león, rábanos, trigo integral, espinacas, tomates, aceitunas, avellanas.

Cloro
Mejora la memoria y fortalece el hígado.
Alimentos que contienen cloro: Lechuga, apio, espinaca, espárragos, remolacha, coliflor, acedera, ciruelas, hinojo, cebolla, tomate.

Cobre
Combate la anemia
Alimentos que contienen cobre: Efedra, duraznos y nabo.

Flúor
Evita las caries y previene la osteoporosis.
Alimentos que contienen flúor: Arroz integral, repollitos de bruselas, coliflor, yemas de huevo, ajo, avena arrollada, centeno, espinacas, berros, remolacha, puerros.

Fósforo
Esencial para el funcionamiento del cerebro y el riñón. Interviene en la formación de huesos y dientes.
Alimentos que contienen fósforos: Algas, arroz, germen de trigo, semillas de calabaza, semillas de girasol, semillas de sésamo, nueces, repollo, semillas de mostaza, berenjenas, rábanos, puerro, coliflor, ciruelas, espinaca, berro.

Hierro
Ayuda en el crecimiento, fortalece el sistema inmunológico, evita la fatiga física y mental.
Alimentos que contienen hierro: Diente de león, ortiga, frambuesas, genciana, germen de trigo, arroz, manzanas, nueces, pasas de uva, hinojo, hojas de diente de león, calabazas, ciruelas, semillas de sésamo, lentejas, verduras de hoja.

Manganeso
Reduce la tensión y mejora la memoria.
Alimentos que contienen manganeso: Consuelda, manzanas, duraznos, centeno, nabo.

Magnesio
Es antiestrés y mejora el sistema cardiovascular.
Alimentos que contienen magnesio: Valeriana, diente de león, germen de trigo, avena arrollada, nueces, almendras, arroz, acedera, centeno, apio, berenjenas, naranjas.

Potasio
Útil en los tratamientos antialérgicos y en la purificación de los residuos orgánicos.
Alimentos que contienen potasio: Algas marinas, coliflor, repollo, espárragos, pepinos, rábanos, acedera, tomates, berros, porotos.

Selenio
Previene el envejecimiento prematuro, evita problemas de piel y de próstata.
Alimentos que condenen selenio: Germen de trigo, salvado, cebollas, tomates, brócoli.

Sílice
Fortifica arterias, tendones, piel, cartílagos y es bueno para la vista.
Alimentos que condenen sílice: Cola de caballo, lechuga, espárragos, remolacha, rábano, avena, arroz, semillas de girasol, cereales, verduras de hoja, todas las frutas, diente de león.

Sodio
Regula las funciones nerviosas y musculares.
Alimentos que contienen sodio: Algas, caléndula, aceitunas, duraznos, cebada, higos, dátiles, rábanos, nabos, lentejas, repollo colorado, avena.

Yodo
Interviene en el metabolismo, mejora memoria y favorece la belleza del cabello y la piel.
Alimentos que contienen yodo: Algas marinas, nabos, ajo, cebollas, papas, zanahorias, hongos, apio, chauchas.

Zinc
Ayuda en casos de infertilidad, de problemas de próstata, de crecimiento lento, colesterol alto y poca formación de insulina.
Alimentos que contienen zinc: Frambuesa, alfalfa, olmo americano, duraznos, damascos, germen de trigo, semillas de mostaza, cacao, semillas de calabaza, levadura de cerveza.

Vitaminas

Las obtenemos principalmente de la dieta, ya que el cuerpo no puede sintetizarlas en las cantidades que necesitamos. Desempeñan funciones fundamentales en el metabolismo energético, como antioxidantes, en la formación de los huesos y en la maduración de células de la sangre. Por esto y para evitar carencias, es importante ingerir una dieta variada y completa.

Vitamina A
Evita infecciones respiratorias y ayuda al crecimiento.
Alimentos que contienen vitamina A: Alfalfa, zanahoria, espárragos, hojas de mostaza, hojas de diente de león, acedera, berros, espinacas, perejil, manzanas, jengibre, mamón, centeno, ajo, batata, manzana, repollo, frutas y verduras de colores intensos.

Vitamina B
Interviene en el crecimiento y protege al sistema nervioso del estrés.
Alimentos que contienen vitamina B: Levadura de cerveza, melaza, alfalfa, ajo, germen de trigo, semillas de girasol, semillas de sésamo, manzanas, jengibre, nabos, centeno.

Vitamina B2
Contribuye al crecimiento y la reproducción, ayuda a que crezcan el cabello, las uñas y la piel.
Alimentos que contienen vitamina B2: Levadura de cerveza, melaza, ajo, almendras, germen de trigo, manzanas, mijo, jengibre, centeno, verduras de hoja verde, levadura.

Vitamina B3
Revitaliza las hormonas sexuales, incrementa la energía, ayuda al sistema nervioso y a la digestión, reduce el dolor de cabeza y el colesterol.
Alimentos que contienen vitamina B3: Levadura de cerveza, melaza, alfalfa, manzanas, ajo, jengibre, cebolla, trigo, perejil, berros, nabos, centeno.

Vitamina B5
Ayuda en la cicatrización de heridas, combate infecciones, mejora el sistema inmunológico, aportar energía al organismo.
Alimentos que contienen Vitamina B5: Levadura de cerveza, melaza, centeno, nabo, ajo, perejil.

Colina:
Mejora la memoria, beneficia al hígado, permite asimilar mejor el colesterol.
Alimentos que contienen colina: Levadura de cerveza, melaza, perejil, nabo, germen de trigo, verduras de hoja.

Vitamina B12
Regenera las células rojas de la sangre, aporta energía, mejora la concentración y el funcionamiento del sistema nervioso.
Alimentos que contienen Vitamina B12: Levadura de cerveza, melaza, alfalfa, consuelda, centeno, legumbres, semillas germinadas.

Vitamina B17
Aunque no está completamente comprobado su efecto, se cree que controla el avance del cáncer.
Alimentos que contienen Vitamina B17: Levadura de cerveza, melaza, duraznos, manzanas, cerezas, ciruelas, damascos. (En el contenido del carozo y las semillas se encuentra la mayor concentración de esta vitamina).

Vitamina C
Interviene en la absorción del calcio, la formación del colágeno, la cicatrización de heridas, la reducción del colesterol, impide que se formen coágulos en la sangre, cura el escorbuto, las enfermedades en las encías y refuerza el sistema inmunológico.
Alimentos que contienen vitamina C: Alfalfa, caléndula, naranjas, manzanas, berros, ajos, cebollas, nabos, pimienta de cayena, pimientos rojos, perejil, limón, nueces, papas, verduras de hojas verdes, coliflor, tomates, batatas.

Vitamina D
Fortalece los huesos y los dientes, previene el raquitismo, ayuda a curar resfríos.
Alimentos que contienen vitamina D: Alfalfa, fenogreco, manzanas, berro.

Vitamina E
Retarda el envejecimiento, aporta mucha energía, previene la formación de coágulos en la sangre, alivia la fatiga, evita abortos durante los primeros meses de embarazo, protege los pulmones.
Alimentos que contienen vitamina E: Alfalfa, caléndula, menta, manzanas, perejil, centeno, germen de trigo, trigo integral, porotos de soja, brócoli, repollitos de Bruselas, espinacas, aceites vegetales, verduras de hoja.

Viamina F
Otorga salud al cabello y a la piel, combate enfermedades cutáneas y cardíacas.
Alimentos que contienen vitamina F: Prímulas, ajo, aceites vegetales, germen de trigo, linaza, girasol, cártamo, porotos de soja, paltas.

Vitamina K
Contribuye a la mejor coagulación de la sangre, previene hemorragias intemas.
Alimentos que contienen vitamina K: Alfalfa, duraznos, porotos de soja, verduras de hojas verdes, ajo.

Vitamina P
Fortalece el sistema inmunológico, evita que las encías sangren, refuerza la resistencia de los capilares.
Alimentos que contienen vitamina P: Trigo sarraceno, la piel blanca de los cítricos, duraznos, moras, cerezas.

Como combinar los alimentos en la dieta diaria
 
1) Consuma varías frutas al día ya que las frutas tienen el poder de permitirnos eliminar las toxinas del organismo.
Lo mejor es ingerir frutas o jugo de frutas como único alimento en el desayuno y la merienda beneficiando de este modo el proceso de eliminación, sobre todo para aquellos que padecen estreñimiento.
La fruta no debe mezclarse con NINGÚN otro alimento, por eso es mejor comerla sola o antes de las comidas. En el caso de la banana, por ser de digestión más lenta que la mayoría de las frutas, debe comerse una hora antes que el resto de los alimentos,
Nunca consuma fruta después de comer, porque tardará hasta cuatro horas en digerirla, fermentará y las substancias en descomposición llegarán a la sangre.

2) El treinta por ciento de su dieta debe estar compuesta por verduras, la mitad cruda y la otra mitad cocida.
Al menos una vez al día es beneficioso consumir ensalada. Es preciso limitar el consumo de tomates, berenjenas, pimientos, papas y espinacas. El resto de las verduras puede ingerirse sin límite de cantidad y combinadas con cereales, legumbres.

3) Los cereales son básicos en una dieta sana, en especial el arroz integral.
También son recomendables el trigo, el maíz, la avena y el centeno. Hay que combinarlos solamente con verduras y nunca con carne o legumbres.

4) Al menos dos veces por semana es preciso comer legumbres: lentejas, porotos o garbanzos, siempre combinados con verduras.

5) Los lácteos son difíciles de digerir y forman mucosidades, por eso están especialmente contraindicados para los alérgicos.
Es mejor reemplazar la leche de vaca por la leche de soja o directamente eliminarla. Limite al mínimo el consumo de yogur. La manteca reemplazarla por la margarina y no tiene contraindicaciones, pero si su uso es moderado.

6) Para aderezar ensaladas lo más saludable es el aceite de oliva y el limón.
Sin embargo, otros aceites en pequeñas cantidades también son necesarios para el organismo.

7) Incorpore al menos 100 gramos de semillas en su dieta.
Las mejores son las almendras crudas, las nueces, las semillas de calabaza, girasol y sésamo.
Publicar un comentario